La gestión del tiempo

23 diciembre, 2011 by in category General tagged as with 0 and 0
Home > Noticias > La gestión del tiempo

Casi todos sufrimos de falta de tiempo, más en el mundo actual donde todo está acelerado, incluso el reloj que parece estar deseando mover sus agujas para terminar otro día y dejarnos con cosas sin hacer.

El tiempo “vuela”. ¿Cómo podemos gestionarlo para que los días rindan más?

Los autónomos, muchas veces escogen ir por libres justamente pare mejorar ese aspecto, pero sólo terminan por enrollarse más en tareas y tareas, tanto laborales como del hogar o personales, que hacen que el objetivo por el que tomaron esa decisión se vea totalmente borroso.

Sea cual sea el caso, lo importante es aprender a gestionar el tiempo pues puede ayudarnos a lidiar con muchas cosas, minimizar el estrés y obtener algún logro. Sin embargo, muchas personas no ven la gestión del tiempo como un factor crítico para su consecución. Muchos gustan de su trabajo sin importar ninguno de los principios de la gestión y se sienten capaces de realizar todas las tareas sin ningún tipo de nuevas técnicas.

Algunas causas que hacen que las personas no se preocupen por la gestión del tiempo son:

Considerar que el tiempo es permanente. El día siempre tiene 24 horas y no podemos ampliarlo. En ese tiempo debemos cumplir todas las tareas, así que ¿por qué nos vamos a preocupar por gestionarlo? Es verdad, el tiempo que tenemos es permanente, pero ello no impide que podamos priorizar, programar o planificar la realización de tareas de forma correcta. Haciéndolo bien, seremos capaces de reducir al mínimo el uso del tiempo o, en otras palabras, podremos hacer nuestro tiempo más amplio.

Considerar la posibilidad que el tiempo no se acaba nunca. Si no acabamos las tareas hoy, las podremos hacer mañana. Si no es posible, podremos hacerlas un día después, y así consecutivamente. Está bien, puede ser realista, pero en caso de estar realizando un proyecto ¿qué sucede?
Todos solemos decir “lo termino mañana”, y esa tarea pasa a durar un día más, pero no nos solemos percatar que todo el proyecto se atrasará un día más, y así es como se termina escapando a nuestro control. Planificación, si debemos pasar un día más, recordemos que todo el proyecto se atrasará.

No tener una meta para alcanzar. ¿Terminar el trabajo a tiempo y antes no lo es? Un gran objetivo siempre nos hará utilizar a fondo todos nuestros recursos, inclusive el tiempo. Un objetivo es lo que necesitamos para poder gestionar perfectamente nuestro tiempo. Pensaremos cómo lo utilizaremos y estableceremos acciones para que nos ayuden a conseguir lo que nos hemos trazado.

No tenemos muchas tareas por hacer. En este caso podemos creer que no necesitamos planificar nada, ni darle prioridad a nada, pues todo se puede completar en cualquier momento y de forma espontánea. Las tareas son tan sencillas que no necesitamos invertir mucha energía para su realización.
De hecho, una tarea pequeña o grande no nos modificará nuestra vida, pero si no manejamos correctamente, especialmente las pequeñas, podrían causarnos un gran daño. Es más, si nos decidimos a emplear cierto tiempo y lo acabamos antes ¿Por qué no continuar un poco más y adelantar cosas si nos es posible?

Estamos demasiado ocupados para trabajar en ello. Muchas personas no intentan aprender nada sobre administración del tiempo pues sólo se centran en terminar sus tareas, considerando que el aprendizaje de ello es sólo una pérdida de tiempo.
Sin embargo, la gestión del tiempo nos ayudará a ver las tareas a fondo, además de facilitar que utilicemos de la mejor manera las horas disponibles y nos dé un propósito claro sobre qué tareas hacer. Si utilizamos la gestión del tiempo, aumentaremos la eficacia con la que terminamos nuestras tareas y con ello, podremos hacer más tareas en menos tiempo del que disponemos.

¿Qué hace un artículo de gestión del tiempo en un blog de marketing? Muchos de los que se dedican al marketing, especialmente al marketing digital, sienten que el tiempo no alcanza para nada. Que son muchas tareas y áreas que cubrir en relativamente pocas horas del día, cuando no debemos llevarnos tarea a casa, sufriendo jornadas muy extensas y agotadoras que terminan “quemándonos”.

También es cierto que hay una enorme cuota de responsabilidad nuestra, pues solemos dispersarnos fácilmente, especialmente los que trabajamos en Internet, perdiendo tiempo que luego echamos de menos.

Hacer una breve planificación diaria nos tomará sólo unos minutos. Una lista de tareas que tengamos al frente y nos recuerde que aún quedan cosillas por hacer, y que aplicándola al pie de la letra, no sólo nos hará terminar con todas las tareas a tiempo, sino que incluso nos puede permitir adelantar otras.

Tenemos una ventaja y es que podemos programar muchas cosas, desde artículos hasta tweets, y en algunos casos no está nada mal hacerlo (sin abusar, especialmente de las redes sociales), pues eso nos permitirá relajarnos al menos un momento y no sentir que estamos agobiados por todo lo que tenemos pendiente.

Y tú ¿gestionas bien tú tiempo?

Imagen: Arkangel en Flickr

2 Comments

Add comment

© 2014 Empirica Influentials & Research